DÉCIMAS COYUNTURALES
I

A Gallardón, fray Mariano,
con sor Espe, en chunga lid,
metiéronle por Madrid,
quiero decir por el ano,
un Acebes tan zaplano
que le avinagró la vid,
porque, en las urnas, el quid
de la cuestión es el ¿dónde
carajo el centro se esconde?
Cosas veredes, mío Cid.

II

Un negrata, una mujer,
Hillary, Obama, pioneros
de los caucuses de enero
contra los Bushes de ayer.
Jarto de desmerecer
barras y estrellas, prefiero
curarme en salud primero
gritándole al pretendiente
delfín de un César demente:
mi gente es el mundo entero.

III]

Por la ruta de Colón
surcando la mar serena,
camino de Cartagena
de Indias, mi menda y don
Juanma de mi corazón
nos fuimos a la verbena
mundial del Hay, Macarena,
evento internacional
que engolfa al intelectual
y pone en solfa mi pena.